Biografía: Andrés de Jesús, un arquitecto del saxofón que ha hecho historia

0
816
Andrés de Jesús, músico dominicano.

SANTO DOMINGO.- Como músico ha puesto su saxo en grabaciones de grupos y artistas como Julito Deschamps, Joseíto Mateo, Fernando Villalona, Sergio Vargas, Los Reyes del Caribe, Sandy Reyes, Alex Bueno, Jochy Hernández y su propia orquesta.

Su vida siempre fue la música y en la escuela no pensaba en otra cosa que no fuera aprender a tocar un instrumento musical, pero el que le llenaba de pasión era el saxofón, mismo con el que al pasar de los años se destacó, dejando su sonido estampado en un sinnúmero de melodías que se convirtieron en éxitos musicales.

Andrés Mercedes de Jesús Suárez (Andrés de Jesús) nació el 23 de septiembre de 1945 en la comunidad de Hostos, provincia Duarte, República Dominicana; hijo de Quintino de Jesús (Crispino) y Eustasia Floripe Suárez (Flora).

Está casado con Gladis Francisco Cárdenas y es padre de siete hijos, entre ellos los músicos Winston (pianista y arreglista), Andrés (bajista y arreglista) y Sócrates de Jesús (saxofonista y arreglista).

Creció en el paraje Yaiba, del distrito municipal Castillo. Su interés por la música la tuvo desde muy pequeño, cuando entró a la escuela primaria de Castillo, donde dio sus primeras lecciones.

A finales de los 50, cuando cursaba el séptimo y octavo grados, un amigo de infancia y compañero de estudios, Fernando Nolasco, le sugirió que se inscribiera en la Academia de Música de Hostos.

Sin embargo, Andrés no podía, debido a que solo se impartía clases en la noche y como vivía en Yaiba no le era posible viajar hasta Hostos en las noches.

“Yo recuerdo que para ayudarme a estudiar música a mí y a otros jóvenes que se nos hacía imposible en la noche, abrieron un turno en horas de la tarde y entonces pude inscribirme y estudiar lo que me gustaba”, expresó Andrés.

Isidro Silverio Noble, oriundo de Moca, fue su primer profesor en la academia a partir de 1961, con quien se desarrolló bastante rápido, tanto en la lectura musical como en el manejo del saxofón.

El profesor Noble formó un grupo musical con los mejores alumnos que tenía, entre ellos Andrés de Jesús, y empezaron a tocar bailes por San Francisco de Macorís, Moca, Santiago y zonas cercanas.

Su tiempo en esta orquesta no duraría mucho, pues el 15 de enero 1964 recibió una oferta para formar parte de la Banda de Música del Ejército Nacional, por lo que se fue a residir a Santo Domingo.

En esta entidad lo pusieron a estudiar música, donde aprendió a tocar clarinete y flauta, pero su fuerte fue el saxofón, instrumento que nunca quiso apartar de su lado.

También participó en la Orquesta Bailable del Ejército, una “big band” que hacía fiestas en eventos especiales de la alta sociedad. Estuvo por cuatro años en la institución, debido a que sentía la necesidad de salir a tocar en una orquesta popular, y el 15 de agosto de 1968, siendo sargento mayor, renunció.

Ese año ingresó a la banda de Rodolfo Manzano en el desaparecido restaurante El Pony, ubicado en la carretera 30 de mayo de Santo Domingo, donde conoció al bajista Cuso Cuevas y al pianista Barrientos.

De ahí pasó a El Combo Popular, de Joseíto Mateo, quien lo conquistó a él, a Cuevas y Barrientos para que entraran a su orquesta. Con Mateo hizo sus primeras grabaciones, entre las cuales se destacan La Patrulla, un merengue bien popular de la época.

De Jesús y Joseíto descubrieron en el año 1972 el talento del bolerista dominicano Julito Deschamps cuando una noche, en sus acostumbradas presentaciones fijas en el centro nocturno La Barrica, faltó el pianista.

“Lo de Julito se dio porque Gustavo Flores, el pianista de la orquesta, faltó uno de los jueves que les tocaba amenizar en La Barrica. La falta de ese instrumentista motivó a Joseíto a buscar a Deschamps, que tocaba un poco de piano para que lo aguantara solo por esa noche. Después de un set de merengue, Mateo le dijo a Julito que cantara un par de boleros para variar y la gente lo aceptó”, recordó Andrés.

A partir de entonces, inició una nueva etapa en la música para Andrés de Jesús, pues su saxo quedó bien acentuado en cada canción de Julito Deschamps.

Como duele una traición, Traicionera, Te necesito, Poquita fe, Negra soledad, Que te vaya bien, Verdad amarga, Será muy fácil, Tres palabras y otras canciones de Julito Deschamps, en las cuales se escucha bien marcado el saxofón, fueron producidas y grabadas por Andrés de Jesús. En total trabajó en ocho producciones musicales completas del bolerista dominicano fallecido el 14 de noviembre de 1985.

“Todo lo que grabó Julito Deschamps, y en las canciones que se escucha ese saxo, las hice yo. En total fueron ocho long play que grabamos, más de 70 canciones y ese fue mi despegue como músico”, expresó Andrés de Jesús.

En 1979 ingresó a la banda de Fernando Villalona como director musical; sus primeros arreglos fueron Feliz Cumbé, El concierto de Aranjuez, Amada mía y Piel canela. En cada una de estas canciones le daba rienda suelta al saxo.

También participó como arreglista de varios temas del long play El Mayimbe, como Los saxofones, Cama y mesa, Tabaco y ron, Vida consentida, El polvorete y El gusto.

En 1983, junto a July Pie en el piano, Canón Vilomar en las congas y Manuel Franco en la Güira, formaron Alex Bueno, Andrés de Jesús y Orquesta.  Grabaron el disco del mismo nombre, consiguiendo ocho éxitos interpretados por Alex Bueno, como fueron Por qué solo a tu lado, Cómo quisiera, El sacrificio, Tengo miedo, Porque te quiero, Y cómo es él, Las locas y Sigue tu vida. Como coristas el grupo tenía a Ray Polanco y Jochy Hernández.

Un año después, Alex Bueno renunció de la orquesta, por lo que colocó como voz principal a Ray Polanco, quien grabó la mayoría de las canciones del segundo disco titulado Andrés de Jesús y su Orquesta. De este se pegaron los temas El príncipe, Cantares de noche bella, Un poquito na’ más, Hay amores, Dime que sí, Te extraño y A veces. Los corista para 1984 fueron Tomy Polony y Frank de León.

En 1985 lanzó su tercer disco de nombre Andrés de Jesús, el cual tenía como cantante principal a Jancarlos Núñez, quien consiguió el éxito en este LP con el merengue Quiero arroparme contigo. Otras canciones de este álbum son Que te perdone Dios, Mi tierra, Que no sea yo, Loreta y Por el mismo caminito.

En 1986, De Jesús se fue a Nueva York, donde trabajó con Nelson Cordero El Barón, The New York Band, en la época de Cherito, y otros grupos musicales que se formaron allá.

A finales de 1987 se unió de nuevo a Alex Bueno, época en la cual el intérprete de “Colegiala” se radicó por varios años en Nueva York, en un proyecto con la empresa Penn Records, de Rafelito Penn, con la cual solo grabaron el disco Lucía. Las canciones de este álbum fueron Quiero que elijas el lugar, A dónde va nuestro amor”, Dímelo mi vida, El niño y el canario, Amarra´o con fe, Amorcito de mi vida” y el bolero La ruleta.

En 2003 grabó el álbum musical Instrumental, el cual fue nominado al premio Grammy Latino 2004.

Andrés de Jesús se graduó de técnico en reparación de instrumentos musicales en National Association of Professional Band Instrument Repair Technicians (NAPBIRT), en Nueva York, institución de la que es miembro.

En la Ciudad de los Rascacielos fue mánager de Alex Musical Instruments, una tienda de compra y venta de herramientas musicales, donde además se perfeccionó en la reparación de las mismas.

Ha dejado de tocar en orquestas, pero no se ha alejado de la música, que es su pasión y su vida. Sigue trabajando en proyectos musicales más personales y que le satisfacen.