Las enfermedades degenerativas de la columna que afectan a mayores de 50 años

0
267

SANTO DOMINGO.- Existen diversos factores que pueden ocasionar dolor en la columna lumbar, cuyo origen puede ser por una hernia discal, quistes sinoviales, estenosis del caonal lumbar estrecho, patologías como discopatía lumbar degenerativa, la escoliosis del adulto, la inestabilidad lumbar (listesis) o espondilolistesis.

Dichas condiciones, a excepción de la hernia discal, son consideradas enfermedades degenerativas de la columna lumbar que suelen presentarse en personas mayores de 50 años de edad y para las cuales, existen tratamientos convencionales, terapias y cirugía. Precisamente, a esta última alternativa se suelen recomendar a las patologías mencionadas cuando no hay opción.

Las opciones

“Cuando los medicamentos o las terapias no solucionan el problema y el paciente tiene mala calidad de vida, limitaciones laboral, dolor persistente o cuando ha desarrollado un déficit neurológico es cuando podemos hablar de una cirugía”, según explica Giovanni Ureña, neurocirujano de los centros de Diagnóstico y Medicina Avanzada y de Conferencias Médicas y Telemedicina (Cedimat).

De acuerdo a Ureña, las hernias de disco son más frecuentes en la columna lumbar. Su causa puede ser provocada por lesiones o por levantar objetos pesados. También puede deberse a un desgaste de la columna vertebral.
“Cerca del 94% de los pacientes que presentan hernias se encuentran en la zona lumbar, seguidas de un 5% a nivel cervical y 1% a nivel torácico”, agrega el especialista.

En cuanto los quistes sinoviales, que suelen presentar dolor radicular unilateral, Ureña explica que no son tan frecuentes (suele ver un caso para la cirugía al mes), pero que también se les pueda dar solución a través de alternativas quirúrgicas, ya sea convencionales, microscópicas o cirugía mínimamente invasiva.

La estenosis

Otra de las patologías degenerativas de la columna lumbar es la estenosis del canal lumbar estrecho, que es el espacio dentro de la parte inferior de la columna vertebral que lleva los nervios hacia las piernas. Este es muy estrecho. Con el curso de los años, los huesos y tejidos que están alrededor del canal crecen, haciendo que el canal se vuelva aún más estrecho con el tiempo. La presión que ejerce la estrechez provoca dolor de espalda, en las piernas y debilidad en las mismas. La artritis, las caídas, los accidentes y el desgaste de los huesos y de las articulaciones de la columna vertebral también pueden provocar estenosis del canal espinal lumbar. También se puede mencionar la discopatía degenerativa, la cual es una condición consecuencia del envejecimiento o por una lesión de espalda.

Discopatía lumbar

“En los últimos años, la discopatía lumbar degenerativa ha ido ganando terreno. Cada vez vemos más casos. Esto sucede cuando el disco se degenera o el disco que se torna negro en la columna lumbar”, explica Ureña, quien dice que esto se puede identificar por medio de una resonancia magnética, ya que debido a la deshidratación del disco este se torna oscuro al hacer el estudio.

A esta patología se le denomina popularmente como “cadera derrengada” o “cadera abierta”.

El galeno agregó que la discopatía lumbar degenerativa es más frecuente de manera sintomática entre la tercera y cuarta década de la vida. Un periodo en el que ataca mucho la población con funciones laborales. Ureña también destaca que representa uno de los índices más altos de incapacidad en los estados unidos. “En la actualidad, la mayoría de los procedimientos quirúrgicos se hacen bajo visión microscópica, lo cual nos abre las puertas a nuevas alternativas tecnológicas.

Solución al problema
El especialista asegura, que a pesar de lo complejo que puede resultar para el paciente una cirugía, estos pueden recibir atención y solución a estas afecciones de la columna, mediante diversos procedimientos, en especial, cirugías mínimamente invasivas o microcirugías, que consisten en técnicas que permiten una rápida y eficaz recuperación.

“Las microcirugías es una de las técnicas más novedosas que se realizan de forma habitual en el centro, que tienen como duración de 40 minutos a una hora, la cual puede aplicarse también para las dolencias en columna cervical y dorsal”, explica.

Según condición

Cada condición necesita de procesos distintos, por lo que según la patología que presente la persona, también se pueden realizar dicectomia o microdicectomia, tanto lumbar como cervical.

Fuente/EL DÍA

Compartir